domingo, abril 11, 2021

El miedo es libre...

Hay un gran debate sobre si vacunas sí o no que, desgraciadamente, está siendo alimentado por los cambios de criterio, de un día para otro y de un país para otro que se están produciendo en todo el mundo.

Pero lo que no se debe hacer, en mi opinión, es tildar de "antivacunas" a todos aquellos que, debido a todos esos cambios de criterio que crean inseguridad, se encuentran atemorizados por los resultados de su futura vacunación.

En estas circunstancias, no hay como acudir a internet y leer los prospectos de las cuatro vacunas a las que nos "enfrentamos", tres que se están ya inoculando y la cuarta que "está en camino", es decir AstraZeneca, Pfizer, Moderna y Janssen.

Si leéis bien las "Advertencias y precauciones" de las cuatro vacunas, aparte de que casi todas son iguales para las cuatro, dice claramente: "Consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de que se le administre..." y aquí es cuando yo me pregunto ¿Se hace algún tipo de pregunta a los que van a ser vacunados? ¿Hay médicos, farmacéuticos o enfermeros consultando los historiales clínicos de quienes van a ser vacunados? ¿Se pasa algún tipo de consulta anteriormente al momento de la vacunación?

Y la respuesta, claramente es NO. Se cita a la ciudadanía en función de su edad, lugar de residencia y letra de su apellido y ahí terminan todas las precauciones.

Efectivamente, TODOS los medicamentos tienen contraindicaciones pero ¿de verdad los que están siendo vacunados reciben información suficiente de los mismos para dar su "consentimiento informado"?

Es verdad que el riesgo de parecer el Covid es alto y grave pero no se trata de jugar a la ruleta rusa sino de conseguir la mayor cantidad posible de inmunización pero también de que no se muera la gente "porque es un porcentaje pequeño".

Toda la información necesaria es poca. Y, como suele decirse, el miedo es libre porque si el porcentaje de muertes es pequeño pero nos toca a nosotros, no creo yo que ése sea un consuelo para nuestra familia.

Para que no tengáis que buscar los prospectos, a continuación os dejo las "Advertencias y precauciones" de las cuatro vacunas.

Prospectos de las diferentes vacunas contra Covid-19:

AstraZeneca: Advertencias y precauciones

Consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de que se le administre Vaxzevria:
  • Si alguna vez ha tenido una reacción alérgica grave después de la inyección de cualquier otra vacuna o después de haber recibido Vaxzevria en el pasado;
  • Si alguna vez se ha desmayado después de cualquier inyección con aguja;
  • Si tiene una infección grave con fiebre (más de 38°C). Sin embargo, puede ser vacunado si tiene fiebre leve o una infección de las vías respiratorias superiores del tipo de un catarro;
  • Si tiene un problema de sangrados o moratones, o si está tomando un medicamento anticoagulante (para prevenir coágulos de sangre).
  • Si su sistema inmune no funciona correctamente (inmunodeficiencia) o está tomando medicamentos que debilitan el sistema inmunitario (tales como altas dosis de corticosteriodes, inmunosupresores o medicamentos para el cáncer).
Si no está seguro de si alguna de las situaciones anteriores le aplica a usted, consulte con su médico, farmacéutico o enfermero antes de que le administren la vacuna.

Pfizer: Advertencias y precauciones

Consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de recibir la vacuna si:
  • ha tenido alguna vez una reacción alérgica grave o problemas para respirar después de la inyección de cualquier otra vacuna o después de que se le administrara Comirnaty en el pasado;
  • se ha desmayado alguna vez después de una inyección con una aguja;
  • tiene una enfermedad grave o una infección con fiebre alta. No obstante, puede ser vacunado si tiene una fiebre leve o una infección de las vías respiratorias altas como un resfriado;
  • tiene un problema hemorrágico, se le forman cardenales con facilidad o usa un medicamento para prevenir la formación de coágulos de sangre;
  • tiene un sistema inmunitario debilitado debido a una enfermedad como la infección por el VIH o por algún medicamento, como los corticosteroides, que afectan al sistema inmunitario.
Como con cualquier vacuna, la serie de vacunación de dos dosis de Comirnaty puede no proteger completamente a todas las personas que lo reciban y no se sabe cuánto tiempo estará usted protegido

Moderna: Advertencias y precauciones

Consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de que le administren COVID-19 Vaccine Moderna si:
  • ha tenido previamente una reacción alérgica grave, potencialmente mortal después de cualquier otra vacuna o después de haber recibido COVID-19 Vaccine Moderna en el pasado
  • tiene un sistema inmunitario muy débil o deteriorado
  • se ha desmayado alguna vez tras cualquier inyección de aguja
  • tiene algún trastorno hemorrágico
  • tiene fiebre alta o una infección grave; no obstante, puede ser vacunado si tiene fiebre leve o una infección de las vías respiratorias altas como un resfriado
  • tiene alguna enfermedad grave
  • tiene ansiedad relacionada con las inyecciones
Si se encuentra en alguna de las circunstancias anteriores, (o no está seguro), consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de que le pongan COVID-19 Vaccine Moderna.

Como con cualquier vacuna, la serie de vacunación de dos dosis de COVID-19 Vaccine Moderna puede no proteger completamente a todas las personas que la reciban y no se sabe cuánto tiempo estará usted protegido.

Janssen: Advertencias y precauciones

Consulte a su médico, farmacéutico o enfermero antes de que se le administre COVID-19 Vaccine Janssen si:
  • alguna vez ha tenido una reacción alérgica grave después de recibir una inyección de cualquier otra vacuna,
  • alguna vez se ha desmayado después de recibir una inyección con una aguja,
  • alguna vez ha tenido una infección grave con fiebre alta (por encima de 38°C). Sin embargo, puede recibir la vacuna si alguna vez ha tenido fiebre moderada o infección de las vías respiratorias altas, como un resfriado,
  • tiene un problema de hemorragias o hematomas, o si está tomando un medicamento anticoagulante (para prevenir los coágulos sanguíneos),
  • su sistema inmunitario no actúa adecuadamente (inmunodeficiencia) o está tomando medicamentos que debiliten el sistema inmunitario (como dosis altas de corticoesteroides, inmunosupresores o medicamentos contra el cáncer).
Al igual que cualquier otra vacuna, la vacunación con COVID-19 Vaccine Janssen puede no proteger completamente a todas las personas que lo reciban. Se desconoce cuánto tiempo estará protegido.

domingo, febrero 28, 2021

"El trezoro de la lingua djudeo-espanyola"

Por Viviana Rajel Barnatán Gini, Licenciada en Arte Dramático, Compositora, Kantadera y Poeta (Publicado el 24 de febrero de 2021 en El País - Verne)

Qué es el ladino y por qué se parece tanto al español. Nos lo explica una poeta que escribe en la lengua sefardí

"Keridos amigos i amigas de la Komunidad Sefaradí. Para mi es una grande onor i un privilejio de poder adresarme a vozotros en una data tan importante komo la de oy. Devesh de saver ke muestra ambashada es la suya i estamos a sus dispozisión para lo ke tienen menester”.


Keridos amigos i amigas de la Komunidad Sefaradi. Para mi es una grande onor i un privilejio de pueder adresarme a vozotros en una data tan importante komo la de oy. Devesh de saver ke muestra ambasada es la suya i estamos a sus dispozision para lo ke tienen de menester. #Ladino

La Embajada española en Turquía compartió este mensaje el 21 de febrero en Twitter, alcanzando una repercusión insospechada. Algunos usuarios de la red social preguntaban en qué idioma estaba escrito el mensaje. Otros preguntaban si había algún tipo de error en la redacción. Por último, había quienes ofrecían la respuesta correcta: el mensaje estaba escrito en ladino.

Efectivamente, el mensaje se publicó con motivo del Día del Ladino en Turquía. Esta conmemoración carece de una fecha fija en el mundo, de modo que cada ciudad lo celebra cuando estima conveniente. Pero, en todos los lugares, el objetivo es el mismo: organizar actividades que sirvan para preservar la lengua ladina, sefardí o judeo-española. O, como la llamamos los sefardíes, “muestra lingua”. Me presento: soy sefardí, originaria de familia materna de la isla de Rodas, en Grecia.

Agora devemos sentir las palavras kon atansión, dunke no es kolay [fácil], para uno ke prinsipia [empieza] a meldar [leer] en estas palavras de muestra lingua, la djudeo-espanyola o djudezmo.

Como podéis ver, muestra lingua suena a español antiguo, es rica en arcaísmos y posee un acento muy bonito y musical. La explicación es que su base quedó fijada en el castellano y el hebreo que se hablaban en el momento de la expulsión de los judíos españoles en 1492. Pero esto tampoco significa que haya permanecido inalterada, ya que se ha ido enriqueciendo con las distintas fuentes lingüísticas de los países donde se fueron asentando los judíos expulsados, desde Viena al norte de África.

Munchas presonas de oy día la avlamos por amor a muestra tradisión o por las palavras ke sintimos de los nonos i nonas [abuelos y abuelas], se dizi ke semos más de 150.000 en el mundo por entero ke avlamos en djudeo-espanyol, la amor por las kostumvres, no son trokadas, ma sí yevadas komo un valutozo trezoro, injunto a la poesía, las dichas i los refranes i las rechetas de kuzina, ke son orijinarias de España, de Turquía, de Grecia i de kada país i país en los kualos se fueron a morar los djudiós.

El nombre de ladino viene del término “ladinar”, que era la expresión usada para referirse a la traducción de los textos sagrados del hebreo al español antiguo. Pero, como decía, muestra lingua también recibía otros nombres. El de “judeo-español”, por lo explicado hasta ahora, seguramente necesite menos explicación. El de sefardí se debe a que Sefarad es el nombre con el que el Antiguo Testamento se refiere a España. Y los sefardíes que habitaban en las juderías o aljamas en la España de las Tres Culturas también lo llamaban espanyolit, djudezmo o, directamente, español.

En el Imperio Otomano mos arresivieron kon los brazos aviertos, i ansí nasieron Komunidades de ancha importansia ke amuchiguaron [crecieron] kon los tiempos en los países ke arrodeavan el Mediterráneo. Topamos ayí muevos lavoros [trabajos], las djentes se izieron de amistad, i ansí mozós les trushimos rechetas i kantes de la España, i eyos mos amostraron i mos ambezamos [aprendimos] kantes i rechetas de kuzina turkas, muy rikas i savuridas. Los kantes son la djoya de muestro riko patrimonio kultural.

Antiguamente existían varias publicaciones en judeo-español en sitios tan dispares como Turquía, Grecia, Bulgaria o Bélgica, aunque el único periódico que se edita ahora mismo en judeo-español es El amaneser, en Turquía. Además, existen otras publicaciones online, como Aki Yerushalayim, que se edita en Israel, o Erensia sefardí, en Estados Unidos. La principal institución para la preservación de la lengua judeo-española es la Akademia Nasionala del Ladino en Israel, que tiene el proyecto de contar con una sede en España con el apoyo de la Real Academia de la Lengua Española. Y también se enseña el judeo-español en cuatro universidades de Israel, en una en París, en una en Turquía, y en grupos de estudio en Estados Unidos, Argentina y Francia.

La difuzión de la lingua es un lavoro del día en día kon el buto de dar konosensia la rika kultura i por ser aínda espanyola, ay el menester de konoser las literaturas (kuentesikos, dichas, refranes i poesía) y los kantes de ermozas melodías, los sefardim guadrimos los romanses espanyoles. Las presonas ke sintieron avlar sovre las yaves de las moradas de Sefarad, les kero adjustar ke la mijor yave es el trezoro de la lingua djudeo-espanyola ke bive en kada korasón sefardí, es ansí ke en las nochadas sentimos los sonos de unas palavras ke kedaron en la memoria de Sefarad, “muestra lingua”, esa, es la vedradera yave.

Quien quiera aprender más sobre cultura judeo-española dispone de bastantes recursos. Por ejemplo, hay grupos que se comunican en esta lengua por internet, como “Ladinokomunitá”, con más de 800 miembros de distintos países, además de otras páginas web como Sfarad.es y sefardiweb. Además, contamos con la Red de Juderías de España Caminos de Sefarad, a la que pertenecen las ciudades que tenían población judía. Y también vos azemos musafires [invitados] para sentirmos en la Radio Exterior de España, en muestro programa “Emisión Sefarad” (domingos 23:30 hs.) y los sábados en Radio 5, Luz de Sefarad a las 16:35 hs. Los dos kon kultura sefardí en munchos temas.

Estos programas los presento con Matilda Gini Barnatán, mi madre, maestra en el tema sefardí y poeta. Como este artículo pretende dar a conocer la lengua judeo-española, y también celebrarla, os dejo con una de sus obras:

Djudiós de Sefarad

Semos djudiós de Sefarad
La ke ulvidó a sus ijos
I malgrado el ulvido
Yiné kedó el rekuedro:

Ansia, memoria i manadero.
Semos los ijos de la lingua.
Karesiamos los kantes
Ke kantaron los muestros.

Los guadramos aínda
En memoria i esfuenyo.
Muestros viejos ermanos
Mos miran kon ojos sekos.

¿Ke saben de las ansias de
Solombras i de arrondjados
Mansevos i aedados?.Aboltimos por eyos
Batiendo el korasón, meldando

En las sivdades viejas
Un pasuk en ivrit.
Un nombre en la kaleja...
Semos djudiós de Sefarad

I Travimos sus ansias
Semos komo la nave dispartida
Ke keda sin arrivar al puerto,
Solika, en medio de las aguas...

(Matilda Gini Barnatán)

Confío en que este artículo os haya servido para conocer mejor la herencia sefardí, una cultura que legó muchos saberes a la España de la época. Para despedirmos kon buenos dezeos dizimos: ¡Kaminos de leche i miel!




martes, enero 19, 2021

Espublización de "Cuentos Billingues Llïoneses"

El pasáu Xueves, Xineiru y 14, 2021, Cristina Rodríguez (La Parva), Alicia Valmaseda (L'Alderique) y los illustraores del llibru "Cuentos Billingues Llïoneses", José Manuel Redondo "Lolo" y Patricia Mª Merino "Tsuky", tuvimos nel Magazine de la 8 de Llión, falandu del llibru que tenemos editáu conxuntamente cunos nuesos collacios d'El Fueyu qu'esi día nun pudun acompanganos.

Pa los que nun pudisti gueyare la programa, deixámosvos la lligazón a la mesma. Asperamos que vos preste:



martes, abril 14, 2020

Algo falla en las cuentas que nos cuentan...

La pandemia que nos asola en estos primeros meses de 2020, me ha hecho recordar otra, la de 1918, aquella que dieron en llamar “la gripe española” (conocida en León como “el mal de moda”) y cuyas consecuencias fueron, según fuentes consultadas, entre 20 y 40 millones de fallecidos durante un año, aunque se llega a hablar de 50 y de 80 millones.

No se trata de comparar datos porque en un siglo la Sanidad ha cambiado mucho y para bien, afortunadamente, pero no quisiera perder de vista el por qué del nombre. Aquella gripe no procedía de España pero dado que el resto de Europa estaba en plena I Guerra Mundial, ni informaban de la situación ni, menos aún, daban cifras de muertos por la epidemia para no bajar la moral de las tropas. Sin embargo, como España era neutral (la reina Victoria Eugenia era inglesa y la reina-madre, María Cristina, era alemana), aquí sí se informaba de las muertes y del avance de la enfermedad lo que motivó que muchos vivieran en la idea de que fue un problema español.

¿Por qué digo esto? Porque las cifras que se están dando NO son realistas ni en España ni en ningún país. Para empezar, no se entiende muy bien que la OMS declare una pandemia cuando los muertos en todo el mundo no llegaban a un millar y todavía estuvieran hablando de “una especie de gripe”. Sin duda alguna los datos que se manejaban en dicha organización eran mucho más preocupantes de lo que nos contaban.

Pero es que, además, la contabilización de contagiados ni siquiera es uniforme en los países de la Unión Europea y, por lo que he oído estos últimos días, parece que ni siquiera entre las propias comunidades autónomas de nuestro país. En España, las cifras oficiales contabilizan los enfermos hospitalizados y los aislados en las residencias de la tercera edad pero, sin ir más lejos, Alemania sólo contabiliza a los ingresados en hospitales “olvidando” a todos los que están ingresados en residencias de ancianos. Pero, al parecer, en ningún país se incluye entre los contagiados a los que, con síntomas leves, están en sus casas, con seguimiento desde los centros de salud, tanto si han dado positivo como si están pendientes de que les puedan hacer las pruebas necesarias.

En cuanto a los Países Bajos, muy críticos y combativos con “los paises del sur”, están derivando enfermos fuera de su país porque no tienen suficientes camas de UCI, amén de que no ingresan en ellas a los enfermos mayores (me gustaría saber desde qué edad las personas no pueden optar a ingreso en UCI dado que hace unos días oí hablar de “ancianos de 60 años”). (https://www.elespanol.com/mundo/europa/20200327/paises-bajos-espana-italia-admiten-covid-19-ucis/477952614_0.html?fbclid=IwAR2eOHvt9orJTaMUUDOjm9kGrxhnTqwOnplyfGAoMS0X-gyj9JtoQ00acek). Al parecer ni siquiera realizan pruebas a los hospitalizados con síntomas con lo que se falsean totalmente las cifras reales y el auténtico alcance de la epidemia. (https://www.lavozdegalicia.es/noticia/sociedad/2020/04/01/hundimiento-paises-bajos/00031585767794246600595.htm)

Y, desde luego, lo que dicen de Italia sobre los ancianos, también lo dicen de España y, en este sentido, comparto totalmente la opinión del primer ministro portugués: “Se trata de un discurso mezquino y repugnante”. Cierto es que, con la mala evolución de la pandemia en su país, el ministro neerlandés reconoció que le había faltado empatía, pero lo que dijo, textualmente, fue:

En Italia, la capacidad de las UCIs se gestiona de manera muy distinta. Ellos admiten a personas que nosotros no incluiríamos porque son demasiado viejas. Los ancianos tienen una posición muy diferente en la cultura italiana.”

Aunque, por las últimas noticias recibidas, mucho me temo que tampoco estamos aquí para sacar pecho porque, aunque no es una práctica generalizada, afortunadamente, parece que hay hospitales en los que están aplicando únicamente el criterio de la edad para negar el acceso a la UCI y a un respirador. La noticia se refiere concretamente a Segovia. (https://www.msn.com/es-es/noticias/espana/sin-acceso-a-la-uci-ni-a-respirador-con-78-a%c3%b1os/ar-BB12uzFO?ocid=sw)

No estoy afiliada a ningún partido político y, como imagino que los que me conocen suponen, no voté a ningún partido nacional (por la clara y simple razón de que mientras sigan menospreciando y ninguneando al País Leonés y negándole su derecho a una autonomía propia y diferenciada no podrán contar con mi apoyo) y creo que el gobierno podía haber hecho las cosas mejor, dicho lo cual, estoy harta de oír manipulaciones, mentiras e insultos de grueso calibre dirigidos al gobierno como si todo el resto del mundo lo estuviera haciendo divinamente.

No señores, casi todos los gobiernos están cometiendo errores parecidos porque, seamos serios, a toro pasado todos somos expertos en las más diversas materias. En este sindios mundial de respuesta a la pandemia, TODOS los gobiernos, sean de izquierdas, de centro o de derechas, democráticos o dictatoriales, lo han hecho mal porque NINGUNO esperaba esta situación ni estaba preparado para ella, empezando por la propia OMS que en un principio negaba la necesidad de emplear mascarillas y ahora las recomieda.

Uno de los argumentos que más he leído es que en China con 1.400 millones de habitantes han muerto 3.200 personas y sin embargo en España con 44 millones de habitantes ya llevamos más de 15.000 muertos.

Recomendaría a todos que se tomen las cifras chinas con sumo cuidado porque, sinceramente, es harto difícil creer que para sólo 3.200 fallecidos hayan necesitado 42.000 urnas funerarias...

Y por último una reflexión sobre las mentiras. Como dije antes, cada país tiene su sistema para contar los afectados por lo que las cifras son poco creíbles pero no hace falta ser el más listo de la clase para darse cuenta de lo siguiente:
  1. La OMS declaró una pandemia porque el coronavirus estaba presente en 160 países el 11 de marzo.
  1. A 10 de abril, hay 1.196.370 casos confirmados y 100.440 fallecidos en todo el mundo, siendo los datos para España de 157.022 y 15.843, respectivamente.

  2. En 2019 la gripe “normal”, que está presente en todos los países del mundo, mató en España a 15.000 personas sin que se declarara ninguna pandemia.

  3. Pero el problema gordo es la progresión en el contagio y no debemos obviar que, pese a que “se están reduciendo los casos, el 4 de abril dichas cifras eran de 659.367 contagiados y 30.475 muertos en el mundo y 74.469 y 5.826 en España, es decir que en seis días la cifra de contagiados se ha duplicado y la de muertos se ha triplicado.
Luego, “algo” falla en las cifras que nos han dado. Además de que no se contabilizan todos los afectados (no olvidemos que al grueso de la población no se le han hecho los tests, ni siquiera cuando tienen síntomas compatibles pero se les hace seguimiento en casa) mucho me temo que hay otras muchas cosas que saben y no nos cuentan. ¿Será para no aumentar el pánico?

AhoraLeon.com (13.04.2020)

Leon24horas (13.04.2020)

CiudadRodrigo.net (13.04.2020)

El Día de Zamora (14.04.2020)

Enredando.info (19.04.2020)

lunes, abril 13, 2020

¡Qué dura Semana Santa!

Agora que yá tamos na Selmana de Gloria, deíxuvos un guapu poema del mieu collaciu Jimmy, sobru la Selmana Santa d'este 2020, tan atípica que nun esqueiceremos en mueitu tiempu:

¡Que dura Semana Santa!
¡Y cuánto padecimiento!
Mas no hay Cristos en las calles
ni Dolorosas ni Encuentros
ni limonada en los bares,
ni globos, ni movimientos
de gente que anhela ver
en la calle del Convento
al Cristo de la Injurias
que ha abandonado ya el templo
de la Patrona Marina
y que avanza a paso lento.
Al hombro mandaba el seise
y al hombro lo ponen luego
los hijos del Desenclavo
que se encargan de mecerlo.
¡Con cuánto amor y respeto
y ternura y sentimiento!
Son instantes que nos duelen
en el alma, y son recuerdos
a los que León se acoge
en horas de abatimiento.
¿Y dónde quedan este año?
¿Nos los ha robado el tiempo?
¿Un castigo, una pandemia?
¡Cómo no echarlos de menos!
Y este encierro que no acaba,
y este balance de enfermos,
y esos gritos de ambulancias,
y esos hospitales llenos,
y ese horror que no termina,
y ese cuenteo de muertos
que golpea las conciencias
y aumenta el abatimiento
primero a los que están solos,
y que les falta el aliento;
son personas que agonizan
y en sus últimos momentos
no les queda ni el consuelo
ni el alivio ni el recuerdo
de alguien que cierre sus ojos
o acompañe su silencio
o rezando en voz muy queda
recíbelo, Padre nuestro...
Otra vez cabe gritar
¡qué solos quedan los muertos!

En esta desolación,
¿les echaremos de menos?

¡Terrible drama, terrible...!
Ellos no lo merecieron.
Y en un silencio de toses
se nos cae un mundo entero.
Quiera Dios que de esto surjan
nueva Tierra y nuevos cielos,
nuevas promesas que duren
por más que cambien los vientos.
Necesitamos valores
que perduren en el tiempo.
Se lo debemos a ellos
pues ellos los transmitieron.
Lo merece su memoria
y sus vidas que ofrecieron
en estos duros momentos.
Defraudarles no podemos;
son nuestros padres y madres
y también nuestros abuelos.

No tendrá sangre en las venas
quien no los eche de menos

Que no me hablen de estadísticas,
que no me cuenten más cuentos,
pues que sobra la política
cuando se pierde un abuelo,
un padre, madre o esposo,
cuando no existe ni el duelo;
falta incluso su presencia
y algunos crespones negros;
la misa que reconforta,
los amigos, los silencios,
la trascendencia, las flores,
una frase, un pensamiento;
los abrazos apretados,
algún reconocimiento,
la oración y la esperanza
de verlos allá en el cielo.
Quiero seguir siendo piel
y no “volverme de hierro”;
solo ser aún más humano
y hasta llorar en silencio.

Ya no sé tú, pero yo
Sí los echaré de menos

Hermenegildo López González

jueves, abril 09, 2020

Alzái, alzái llïoneses!

Esti annu la Selmana Santa vien siendu estranna pula mor la pandemia coronavirus qu'asola'l mundu. La humanidá tien el sou particular Calvariu cun tolas muertes qu'asoceden estos días y anque asperamos que las cousas se normalicen, pesia la "idega pelerina" de dalgunos de treslladare dalgunas procesiones a Setiembre y 14/15, nel 2020 quedamos ensín Selmana Santa. Asperemos que l'Annu vinienti podamos cellebrala.

De tolos xeitos, guei Xueves Santu, deíxuvos darreu el mieu particular Pregón al Cristu los Balderas, Titular la mía Confrairía de las Siete Pallabras de Xuasús na Cruz. Asperu vos preste!



Alzái, alzái llïoneses

Eiquí tamos, nesta Plaza
de la ciudá de Llión
pa removere concencias,
nesti tiempu de Pasión.

Venimos daivos la nnuncia,
una vuelta y outra más
que mannana ensín tardanza
Nuesu Sinnor morirá.

Dimpués lu pregonaremos
delantre la Catedral
na Plaza Santu Sidoru
y na Casa la Poridá

Oh Xuasús de l'Agonía
Sinnor de la Llibertá
alcuérdate del tou pueblu
que guei penandu yá tá.

Vierxe nuesa del Camín,
protexe una vuelta más
los tous fiyos que te piden
trabayu y felicidá.

Patronos del Vieyu Reinu,
Santos Marcelu y Froilán
bendecinos dende'l cielu
nun nos deixéis ensín más.

Sayagu, patrón d'Hespanna
nun tenemos d'esqueicere
que fuste patrón del Reinu
enantias qu'eilla esistiere.

Chamamos al nuesu puebru
que venga venos rezare
y tamién acompanganos
pur esta guapa ciudade.

Nos sous cimeiros requeixos
nnunciaremos el supliciu
que pur salvar los sous fiyos
padeciera nel aniciu.

Vienres Santu, Vienres Santu
las tinieblas cayerán
cuandu a las tres de la tarde
Nuesu Sinnor morirá

Vienres Santu pula tarde
diremos procesionare
Confrades Siete Pallabras
pa podete adorare.

Alzái, alzái llïoneses
ye la houra la verdá
el Nuesu Sinnor los Balderas
ceu procesionará.

martes, marzo 31, 2020

Esto lo paramos ¿entre todos?

Tengo que reconocer que, desde que la Abogacía del Estado, en su afán por defender a una infanta “que no se enteraba”, “no le constaba” y “todo lo había hecho por amor”, nos dijo que “Hacienda somos todos” era solamente un eslogan publicitario, las frases hechas para animar a la sociedad no sólo me parecen huecas sino que, a priori, pienso que son una gran mentira interesada.

Pues bien, desde que la pandemia del coronavirus está azotando a nuestro país, no ceso de oir el eslogan “Esto lo paramos entre todos” y, cada vez que lo oigo, me pregunto ¿quienes somos esos “entre todos”? Porque lo que para mí (e imagino que para muchos de ustedes) ese “entre todos” no deja de ser, como dijera la Abogacía del Estado, otro eslogan publicitario.

Asistimos a muestras de solidaridad desde gente de a pie que, con su mejor voluntad e interés, están haciendo mascarillas (tal vez no muy efectivas pero, indudablemente, mejores que la falta total de ellas), industrias que se han reconvertido para producir equipos de protección individual, deportistas de élite que donan grandes cantidades, otros más modestos que aceptan rebajas de sus sueldos, personas que ayudan a sus vecinos ancianos con compras o entregas de comida, ayuntamientos que organizan servicios de ayuda a sus administrados...

Y oímos, en un conteo sin fin, cómo diversas empresas, ante el cese obligado de su actividad, van declarando ERTEs sin fin durante los cuales, los trabajadores afectados, verán reducidos sus ingresos pero, ya se sabe, en momentos de crisis, sea económica o sanitaria, “todos” nos tenemos que apretar el cinturón.

¿Todos? NO. No todos. Como dije antes, la frase que da título a este pequeño artículo vuelve a ser “un eslogan publicitario”. ¿Alguien ha oído que un sólo político haya renunciado a su sueldo del mes de marzo para que ese dinero se dedique a la compra del tan necesario material sanitario para protección de todos esos compatriotas nuestros (sanitarios, policía, protección civil, transportistas, personal de tiendas de alimentación...) que, a diario, se baten el cobre, cada uno desde su responsabilidad, para plantar cara a esta pandemia que nos azota, en la mayoría de los casos con poca o nula protección que les libre de caer infectados por el coronavirus? ¿Dónde están las contribuciones de todos los senadores y diputados, tanto nacionales como autonómicos, que no están trabajando pero siguen cobrando, tranquilamente desde su casa, no sólo sus sustanciosos sueldos sino también unas no menos sustanciosas dietas?

Pero lo que ya roza los límites de la comprensión humana es que, cuando un senador, el leonés Javier Santiago Vélez, decide donar los 1.950 euros recibidos en concepto de dietas para la compra de mascarillas protectoras (realizadas con impresora 3D) para los agentes rurales de la Guardia Civil, la reacción en su partido es de rechazo a dicha iniciativa (https://www.leonoticias.com/leon/malestar-senador-dono-20200331100723-nt.html).

Cualquiera pensaría que el gesto del senador leonés merece agradecimiento, sobre todo teniendo en cuenta que ha sido el único y, al propio tiempo, esperaría que sirviera de ejemplo al resto de senadores y diputados pero no, no hablamos de “gente de la calle” con conciencia y pensamientos normales, hablamos de políticos, personas que, al menos en su opinión, se encuentran por encima del resto de los mortales, de sus convenciones y de su conciencia.

No es que no donen una parte de su sueldo (que no se han ganado) sino que, además, siguen cobrando unas dietas a las que, al no haberse desplazado a Madrid, no deberían tener derecho y, para mayor INRI, cuando uno de ellos decide donar dicho importe, les crea tal malestar que algunos de ellos han llegado a desnudar sus más íntimos pensamientos y, con una arrogancia digna de mejor causa, han manifestados que “En política no estamos para hacer donaciones” o 'simplemente', lamentaron que pudiera darse un 'efecto contagio'.

Por supuesto, los demás diputados y senadores del resto de los partidos políticos ni están ni se les espera.

Dicho todo lo cual, lo único que me queda claro con estas “actuaciones estelares” de los políticos (me resisto a llamarles “nuestros” por razones evidentes) es que, en este país, “algunos” somos más “todos” que “otros” y, desde luego, está muy claro que la inmensa mayoría de los políticos no se sienten incluidos, en absoluto, en el “eslogan publicitario” que ellos mismos han acuñado, mientras, las enfermeras, celadores y médicos se siguen ocupando de los contagiados con bolsas de basura, reutilizando guantes y mascarillas y sin suficientes test de detección del coronavirus.

CiudadRodrigo.net (03.04.2020)

RadioCadena Española (03.04.2020)

PeriodicoElBuscador.com (03.04.2020)

El Día de Zamora (03.04.2020)

Enredando.info (08.04.2020)

El miedo es libre...

Hay un gran debate sobre si vacunas sí o no que, desgraciadamente, está siendo alimentado por los cambios de criterio, de un día para otro y...